Todo lo que deberías saber sobre el Real Decreto 902/2020 para la igualdad retributiva

El pasado 14 de abril entró en vigor el Real Decreto 902/2020 para la igualdad retributiva entre hombres y mujeres. Yolanda Díaz, Ministra de Trabajo y Vicepresidenta Tercera del Gobierno, ha defendido e impulsado este nuevo Real Decreto junto al Ministerio de Igualdad liderado por Irene Montero. En este se recoge una serie de instrumentos como el principio de transparencia retributiva y la no discriminación de las mujeres en el entorno laboral.

Ahora bien, ¿cuáles son concretamente las claves de esta normativa y qué importancia tiene en el seno empresarial? A grosso modo, las siguientes son las medidas obligatorias a las que las empresas deben prestar atención:

Registro retributivo

Este aspecto no es una gran novedad, ya que desde el pasado 8 de marzo de 2019 es obligatorio que las compañías dispongan de un registro salarial. Ahora bien, lo novedoso de este Real Decreto es que en ese registro retributivo deben aparecer los salarios de absolutamente toda la plantilla, incluyendo el personal directivo y altos cargos. Todo, lógicamente, yendo acorde a las exigencias recogidas en el RD 902/2020.

Auditorías retributivas

En segundo lugar, las empresas dispondrán de auditorías en materia salarial para asegurar que se cumpla el principio de igualdad entre hombres y mujeres en el seno empresarial en cuanto a sueldos se refiere. Sin embargo, esto no será de obligado cumplimiento para todas las compañías, sino que hasta el 7 de marzo de 2022 lo harán exclusivamente aquellas que tengan más de cien trabajadores y, a partir de esa fecha, las que tengan más de cincuenta empleados.

Por otro lado, en aquellos casos que se detecten desigualdades, se deberá establecer un plan de actuación para poder corregirlas. En este se incluirán las metas a alcanzar, qué acciones concretas se van a llevar a cabo, cuándo se harán o quiénes serán los encargados de su implantación y seguimiento.

Sistema de valoración

La última de las obligaciones del Real Decreto 902/2020 es implementar una forma de poder valorar los diferentes empleos. De hecho, en el RD se apela al artículo 28.1 del Estatuto de los Trabajadores: “un trabajo tiene el mismo valor que otro cuando la naturaleza de las funciones o tareas, las condiciones educativas, profesionales o de formación exigidas para su ejercicio, los factores estrictamente relacionados con su desempeño y las condiciones laborales en las que dichas actividades se llevan a cabo en realidad sean equivalentes”.

Ahora bien, para poder llevar a cabo un correcto sistema de valoración de todos los puestos de empleo se tendrán en cuenta tres criterios: la adecuación, la totalidad y la objetividad.

Las empresas deben aplicar en sus políticas estos tres instrumentos cuyo único objetivo es el de conseguir la igualdad salarial entre hombres y mujeres. Además, el no cumplimiento de estas medidas, que complementan otras que ya existen, pueden suponer altas sanciones para las compañías que pueden llegar hasta los 187.515€ en aquellas discriminaciones salariales en su grado máximo.

En Alfis Abogados apostamos por una sociedad igualitaria y somos conscientes de la importancia que tienen las empresas de todos los sectores para poder conseguirla. Por ello, si tienes alguna pregunta sobre al Real Decreto 902/2020 puedes ponerte en contacto con nosotros y uno de nuestros abogados especializados en Derecho Laboral resolverá todas tus dudas.

No hay comentarios

Deja tu comentario

Debes estar registrado para añadir un comentario.